En una de las islas en Dinamarca, una tradición acaba en la matanza de más de 1,400 delfines 

/

En las Islas Feroes, una tradición que data de la época vikinga dejó este fin de semana a más de 1,400 delfines muertos en una práctica que, a pesar de estar regulada, ha sido fuertemente criticada y calificada como una “caza cruel e innecesaria”. ⁠⁠

Aunque el Gobierno de estas islas, que pertenecen a Dinamarca, dijo que esta actividad en donde se caza una media de 600 ballenas piloto y 250 delfines de flancos blancos se considera “sostenible”, en esta ocasión la cifra superó la estimada. ⁠

La matanza duró algo menos de una hora, lo que provocó escenas inquietantes en la orilla que dejaron conmocionados a los residentes locales.⁠

Historia Anterior

Despega ‘Inspiration4’, el primer cohete espacial tripulado en su totalidad por civiles

Siguiente

El pozole, el platillo que se preparaba con carne humana

Últimas de Mundo